Cómo cuidar y adiestrar a un Labrador

El Labrador Retriever es una raza canina que se caracteriza por su inteligencia y dinamismo. Es ideal para cualquier persona, ya que se adapta con total facilidad a su dueño y a la convivencia con otros animales.

 

El punto fuerte de esta raza es el trato con los niños y con personas con dificultades, ya sean personas con enfermedades de tipo psicológico o físico.

Esta raza de perros posee gran habilidad para relacionarse y aprenden rápidamente, ya que son muy perspicaces.

Cómo cuidar y adiestrar a un Labrador

Con un buen adiestramiento el animal puede convertirse en un excelente compañero dócil y obediente. Pero educarlo y cuidarlo de la mejor manera debes leer información sobre el labrador antes de adquirir uno.

 

Cuidados

 

  • Ejercicio

Son animales con mucha energía que necesitan hacer ejercicio en su rutina diaria. Jugar con niños y realizar actividades al aire libre será muy beneficioso para la salud del animal. Este tipo de raza necesita de actividad física constante y más aún si son cachorros.

  • Alimentación

Es una raza que come gran cantidad de alimento debido a la cantidad de energía que consume. Por esta razón, necesita de una dieta equilibrada y controlada. Si la dieta de estos perros no se vigila, pueden llegar a padecer obesidad. Una buena alimentación y el ejercicio son fundamentales para la salud de esta raza.

  • Atención

El labrador es un animal que necesita la atención de su dueño y de la familia. Es un perro muy cariñoso y es esencial que sienta esa reciprocidad para que no se deprima y enferme. Es importante incluirlo en la rutina familiar y compartir actividades con él. Darle cariño hará que el perro sea fiel y que reaccione de forma inteligente ante situaciones peligrosas o de emergencia para defender o ayudar a su dueño.

Si este perro es maltratado o excluido lo más habitual es que se rebele contra sus dueños y que su comportamiento sea mucho más hiperactivo de lo normal.

 

Entrenamiento

  • Órdenes

El perro debe aprender su nombre antes de cualquier orden. Es primordial que reaccione a la llamada de su dueño, antes de aprender cualquier lección. La paciencia será la base para que el animal comprenda cómo debe reaccionar ante las órdenes y las situaciones.

  • Correa

Es necesario que aprenda que debe permanecer con su dueño. Los primeros paseos deben ser con correa para que no se aleje sin el consentimiento de su dueño. Si se escapa es necesario que el dueño lo llame para que el animal se acostumbre a respetar las órdenes.

  • Experiencias

Una vez que el animal responda ante las órdenes básicas, es importante hacer que se familiarice con sitios diferentes y que aprenda a relacionarse con otros animales y personas. De esta forma, el animal no se asustará ante la presencia de otros o en lugares desconocidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>